“El arte crea conciencia”

Combinando su desarrollo en diferentes culturas con la vida en el campo, así como su preparación académica y experiencia, Verónica Enns es una artista plástica chihuahuense, nacida en los campos menonitas de Cuauhtémoc. Especializada en el barro y la cerámica, también realiza trabajos de dibujo y pintura.

Amor por la naturaleza y la escultura

Estudió su carrera de artes plásticas en Vancouver, Canadá. Desde niña nació su gusto por la escultura al disfrutar materiales naturales a los que se tienen acceso en forma directa del entorno, en su casa, o de la madre tierra y su geografía.

Verónica califica al barro como un material vivo, que absorbe energías y responde a los cambios dramáticos que recibe de los elementos como agua, aire y fuego, y del cual se aprende a respetar su existencia en cada etapa del proceso al crear una pieza y ser parte de ello.

Ser artista es algo que te nace; desde niña siempre dibujaba y creaba cosas sin importar que material tenía a la mano, pudiera ser pan y pastel o pintura. Para mí no es tan académico o intelectual, aunque tengo las bases para ejecutar el arte en esa forma, pero sobre todo para mí es más incorporar el arte como un estilo de vida”, relata Verónica.

Ella ha combinado su desarrollo en diferentes culturas con la vida en el campo, así como su preparación académica y experiencia, para lograr un estilo de vida variado, lo que se plasma en sus trabajos desde la pintura a la cerámica, caracterizándose por ser muy expresiva, sobre todo en el arte bidimensional como lo es la pintura y el dibujo.

Explicó que en la cerámica utiliza muchos materiales reciclados para crear texturas y formas que tienen un trasfondo con valor cultural, siendo también piezas únicas creadas con cerámica de alta temperatura lo que las hace totalmente funcionales para utilizar y disfrutar en la vida diaria.

Recuerda que desde su incursión en el arte su vida sufrió un cambio, pues se hizo más sensible a las necesidades de otros y a observar y ser comprensiva con las transformaciones que el mundo necesita urgentemente,  ya que las nuevas generaciones están creciendo en una sociedad donde se aprende a tolerar la violencia, a disfrutar los negocios ilegales y con falta de respeto a las tradiciones culturales que han conservado nuestros papás con mucho cariño.

Destacó que una de las ventajas más importantes de ser una mujer menonita artista, es tener la oportunidad para inspirar a otros creadores sin barreras de género.

“El arte tiene el poder de crear consciencia y espero que su integración en el sistema educativo pueda ser un detonante a generar cambios positivos en mi comunidad”, concluyó Verónica Enns.

No Comments Yet

Leave a Reply

Your email address will not be published.

Scroll Up